press to zoom

press to zoom

press to zoom

press to zoom
1/6
REFORMA DEL ÁREA DE URGENCIAS DEL HOSPITAL GENERAL RUIZ DE ALDA.
 
GRANADA. 2007.

La solución que se propone parte de una situación previa de la que es necesario respetar algunos condicionantes, tanto de orden constructivo, como de relación con el resto del área quirúrgica, interior del hospital, exterior y acceso. Asimismo la próxima obra del nuevo Bloque Quirúrgico y el aparcamiento previsto debajo, obliga a prever un acceso alternativo durante el transcurso de dicha obra.  

 

La reorganización del Área de Urgencias se realizará a partir de un vaciado previo, respetando la estructura existente, a la que la nueva distribución debe adaptarse. La idea fundamental consiste en organizar sucesivas bandas paralelas a las fachadas, que resuelvan los distintos grados de relación entre el personal sanitario, ubicado en el interior, y los pacientes y sus familiares, provenientes del exterior:  Contiguo a las fachadas se libera un espacio perimetral que alberga el vestíbulo de acceso, la sala de espera de familiares y la espera de consultas de policlínica, y que permite accesos desde el exterior en cualquier punto. 

 

Las consultas organizadas en batería continua se sitúan a continuación, y tras ellas, agrupadas en diferentes ámbitos se ubican las áreas de trabajo y tratamiento. De esta manera las consultas hacen el papel de filtro entre interior y exterior, permitiendo la separación entre circulaciones necesaria para el buen funcionamiento del área, y trasmitiendo la luz proveniente de las fachadas, que se acristalan en su totalidad. 

 

El diseño de las consultas se resuelve en función de los flujos de entrada y salida y de las operaciones que se realizan en su interior. Pero también buscando una transparencia que haga llegar luz al interior del Área, para ello se utilizarán vidrio o policarbonato en los tabiques paralelos a las fachadas.  

 

En el área de policlínica, dado el número de consultas y la conveniencia de diferenciar las esperas de cada consulta, se giran los tabiques para delimitar los respectivos ámbitos de espera, al tiempo que se asoman las puertas, numeradas, hacia la entrada del área, facilitando su localización por los usuarios. La entrada se mantiene en la misma fachada donde estaba, junto al zona de llegada y aparcamiento de ambulancias, que también se remodelará en el ámbito de la obra del nuevo Bloque Quirúrgico. 

 

Igualmente se modificará la calle de acceso alejando el tráfico rodado de la fachada que se protegerá con un jardín. 

Se usarán materiales que garanticen un mantenimiento y durabilidad adecuados al uso intensivo previsto. Una vez demolida la tabiquería, pavimentos, falsos techos, revestimientos e instalaciones, se procederá al replanteo de la tabiquería, que se realizará con tabiques de cartón yeso sobre bastidor de acero, el pavimento será de PVC sobre solería perdida, los revestimientos de paredes serán de vinilo o pintura plástica según zonas, las carpinterías interiores serán de marcos metálicos y hojas de madera; las exteriores serán de acero inoxidable con vidrios de seguridad con cámara de aire. Las instalaciones serán nuevas en su totalidad y conectadas a las redes generales del hospital