1/9
EXPOSICIÓN TEMPORAL FRANCISCO AYALA. EL ESCRITOR EN SU SIGLO.

GRANADA, MADRID. 2006

La exposición Ayala en su siglo tuvo lugar en el Hospital Real de Granada durante los meses de julio y agosto,  y en la Biblioteca Nacional de Madrid en septiembre y octubre del año 2.006, año en que Francisco Ayala cumplió cien años.

El objeto es mostrar un conjunto de documentos y objetos relacionados con la vida y obra de Ayala, según un orden cronológico que comienza en 1.906, año de su nacimiento, y termina en el momento actual. La relación de sucesivas etapas y ciudades donde el escritor ha vivido estructura secuencialmente la exposición, que se entiende así como un recorrido no sólo por su vida, sino también por el siglo XX, dada la vinculación e implicación que el escritor ha mostrado siempre con los acontecimientos de su época.

La duplicidad de lugares en los que celebrar la muestra ha condicionado la solución de montaje, que debe servir tanto para un emplazamiento como para el otro, a pesar de sus diferentes características espaciales. Igualmente la escasez de tiempo disponible para el montaje en Granada y las limitaciones que impone el traslado del material a Madrid han sido determinantes. 


La intención del proyecto será configurar un espacio propio para la exposición, donde sobre un fondo neutro y cálido los objetos expuestos protagonicen el recorrido, que empieza y termina en el mismo punto, y al el que una sucesión de imágenes cinematográficas secuencian.

El espacio disponible se organiza según un criterio de linealidad, disponiendo a lo largo de los muros, de manera continua, un paramento de madera que contiene una vitrina acristalada, dispuesta como una ventana iluminada interiormente que acompaña sin interrupción el recorrido. En el eje longitudinal de las salas se sitúan unas cajas prismáticas de gran tamaño en cuyas caras vemos proyectadas imágenes en movimiento o textos del autor. De esta manera el espacio de las salas se organiza en dos recorridos que discurren paralelos, una será de ida, otro de vuelta, y entre ambos las cajas con sus imágenes y textos completarán la información expuesta en cada tramo y actuarán como hitos que señalan dos direcciones en que la exposición se puede recorrer.

La posición de estas cajas en relación a las vitrinas define una secuencia de espacios en los que se desarrollan las etapas cronológicas en que el contenido de la exposición se ha organizado.